Postura de yoga: La Vaca

0
Postura yoga Vaca

Con la postura de yoga La Vaca conseguirás calentar las caderas, piernas y hombros. La Asana de la Vaca es una postura dificil para principiantes del yoga. A esta postura se le llama Vaca porque vista desde arriba, parece la cara de una vaca, en la que los pies serían los cuernos, y las rodillas el morro de la vaca.

Cómo hacer la postura de la vaca en yoga

  1. Postura sentada con las piernas cruzadas, la pierna izquierda por delante, y apoyando el tobillo sobre la rodilla derecha. La pierna de bajo debe quedar de manera que el tobillo derecho quede colacado sobre el suelo, debajo de la rodilla drecha. Las tibias deben formar un triángulo con los muslos. Para activar los músculos de la cara interna de los muslos y las pantorrillas tendrás que flexionar los dos talones. Inclínate hacia delante y desliza las manos por el suelo. Mantén esta postura unos minutos y después haz lo mismo con el lado contrario.
  2. Sentado en el suelo con los pies separados y las rodillas dobladas mueve el pie derecho y déjalo debajo de la rodilla izquierda y acerca el talón a la cadera izquierda. Los dedos del pie hacia el lado izquierdo. El pie izquierdo acércalo a la cadera derecha, y los dedos del pie apuntando hacia la derecha. Intenta que tu peso corporal quede repartido de manera equitativa entre los isquisiones. Empuja la rodilla izquierda hacia bajo con las dos manoa para acercar las rodillas.
  3. Estira el brazo izquierdo y gira el hombro hacia dentro, de manera que la palma apunte hacia atrás y el pulgar hacia abajo. Dobla el codo y coloca tu mano izquierda detrás de la espalda, con la palma hacia fuera. Extiende el brazo derecho hacia arriba, dobla el brazo dese el hombro para que el pulgar apunte hacia atrás, y por último dobla el codo para que las dos manos puedan tocarse por detrás de la esalda. Mueve el codo derecho hacia atrás y levanta el pecho.